¿Podrían las aseguradoras subvencionar dispositivos como el iWatch?

14 Abril, 2014

La tecnología “wearable”, aquella que el usuario lleva puesta como si de una prenda de ropa se tratara, parece ser la gran apuesta de este 2014 de muchas de las grandes empresas del sector. Son varias las compañías que ya comercializan dispositivos que sus dueños portan en la muñeca a modo de pulsera o reloj. Hasta ahora, una de la funcionalidades que más se ha utilizado hasta el momento en estos dispositivos es la de monitorizar la actividad diaria de la persona que lo lleva.

Los datos recogidos por estos aparatos pueden ser de gran utilidad tanto en el diagnóstico de determinadas patologías como en la prevención y en la recuperación de los pacientes tras una enfermedad. Gracias a estos aparatos, los médicos podrán saber si las rutinas de sus pacientes les hacen ser más proclives a sufrir determinados problemas, pautar recomendaciones para su día a día y comprobar después si el paciente ha seguido los consejos del profesional en cuanto a actividad física y alimentación. Además, el tratamiento estadístico de la información recogida de un gran número de usuarios permitirá realizar estudios epidemiológicos con muestras amplias y periodos de estudio relativamente largos con un coste mucho menor que el que supondría con cualquier otro método.

Con las ventajas que aportaría al mantenimiento de la salud de las personas el uso de estos dispositivos de forma más generalizada, no es extraño que analistas como Timothy Arcuri, de Cowan & Co, especulen con la posibilidad de que las aseguradoras médicas pudieran financiar la compra de dispositivos como el reloj inteligente en el que Apple está trabajando. Teniendo en cuenta que, si los rumores sobre sus características son ciertos, el iWatch incorporaría sensores que permiten medir desde la cantidad de calorías quemadas, hasta las horas reales de sueño e incluso el registro en tiempo real de constantes vitales o los niveles sanguíneos de azúcar no es extraño que las compañías de seguros de salud quieran poner las cosas fáciles a los asegurados que deseen utilizar estos dispositivos.

 

Fuente: Ipadizate